5 de febrero de 2015: Presentación pública de la Constituyente Ciudadana-Popular

Hacia la Constituyente Ciudadana-Popular

Las masacres de Tlatlaya y Ayotzinapa y la desaparición forzada de 43 estudiantes normalistas, coronan la montaña de agravios e injusticias que los grupos gobernantes y las empresas trasnacionales han cometido contra las mayorías nacionales en los últimos 35 años; tiempo en que se profundizaron el despojo y la ocupación neocolonial de nuestro país. Dichos “Crímenes de Estado” y de “Lesa Humanidad” expresan a plenitud el sentido profundo de las llamadas “reformas estructurales” y de los tratados de “libre comercio” bajo las órdenes de los gobiernos de los Estados Unidos.

El desastre económico, ambiental, los fraudes electorales, la corrupción y la violencia, que devinieron en catástrofe humanitaria, fueron provocados por las decisiones de las oligarquías capitalistas neoliberales y la clase política reinante. Son ellos quienes en aras de intereses antinacionales sembraron el caos y provocaron una crisis del Estado nacional que pone en riesgo el futuro de nuestro país, de la sociedad civil mexicana y de cada una de las personas, hombres y mujeres, que constituimos el pueblo de México.

En tales circunstancias, la superación de la crisis pasa por la necesaria refundación del Estado nacional. Por la reconstrucción-transformación de los soportes éticos, económicos, políticos y culturales necesarios para garantizar la independencia nacional, la justicia y el bienestar social, la democracia desde el pueblo, la paz y la libertad.

Una salida de este tipo, basada en las necesidades y anhelos de las mayorías nacionales, de las mujeres, los trabajadores del campo y la ciudad, las clases medias y los indígenas e indígenas-mestizos, no podrá venir de la putrefacta clase política reinante, ni de sus partidos e instituciones que sólo han servido para perpetuar la impunidad de sus integrantes. Y, mucho menos, de las empresas trasnacionales que hicieron de la economía una actividad criminal en la que despojo, delincuencia organizada y ganancias empresariales son una y la misma cosa.

La superación del desastre nacional y de la catástrofe humanitaria sólo podrá venir de nosotros la sociedad civil, de los agraviados y víctimas, no de sus victimarios. Así, la discusión de los contenidos sociales esenciales de lo que fue la Constitución de 1917, de cómo surgió, de qué le suprimieron los políticos y empresarios, es el primer paso para la formulación de un nuevo texto constitucional fincado en las necesidades de las mexicanas y los mexicanos. Es una de la vías que proponemos para generar las bases de un nuevo Proyecto de Nación y la organización de un sujeto social, integrado por millones de personas que haga valer en todo momento nuestro “derecho de alterar o modificar la forma de (…) gobierno” como reza el artículo 39° de la Constitución.

El crimen contra la legalidad y el pueblo cometido por los integrantes del Congreso de la Unión, el Poder Ejecutivo y Judicial, al usurpar las funciones que por derecho nos pertenecen. Al reformar contenidos esenciales de la Constitución alterando la forma y el sentido nacional y social del Estado surgido de la Revolución Mexicana, sin que mediara un proceso equiparable al Constituyente de 1917. El grado de ilegitimidad y de ilegalidad alcanzado los inhabilita como representantes de la nación, al faltar a su juramento de respetar y hacer valer la “Ley Suprema” que rige a mexicanas y mexicanos.

Así, nuestra iniciativa de Constituyente Ciudadana asume como propia la tarea de generar las condiciones para el desarrollo de un “Proceso Constituyente” que elabore una propuesta de nueva Constitución y restaure la legalidad. Que sea capaz de construir las condiciones necesarias para que las ciudadanas y ciudadanos nombren a las y los representantes de un Congreso de la Unión renovado, desde cada comunidad y desde todos los espacios ciudadanos que forman parte de cada distrito electoral.

Como construcción social desde la base, este proceso marchará de la mano de las iniciativas de lucha social y civil pacífica, por dar paso a un proceso de Refundación Nacional y hacer realidad el clamor de que se vayan todos los responsables de la tragedia nacional. De llevarlos ante la justicia por su responsabilidad en la desaparición forzada de los estudiantes en Iguala y por la violencia que, de forma directa, ha cobrado la vida de más de 150 mil personas y la desaparición de 30 mil en los últimos 8 años. Sin contar feminicidios y sus crímenes económicos y sociales en contra de los derechos de los pueblos.

Insistimos, nuestra vía es la constitucional, la resistencia y la desobediencia civil pacífica ante un régimen ilegal y crecientemente dictatorial, al margen de los partidos políticos. Nuestra vía es la edificación de la unidad a través de la comunidad y la ciudadanía, distinguiendo claramente entre la minoría carente de sentimientos de humanidad y nosotros las mayorías nacionales.

Convocamos a la sociedad civil, a mujeres y hombres, sin importar credos, diversidad de género o clase social a poner en marcha la Refundación Nacional; a dar los pasos necesarios hacia la elaboración de una nueva Constitución que siente las bases democráticas para la elección de las y los representantes de un nuevo congreso sujeto a la voluntad de la ciudadanía, que destierre para siempre todo tipo de ordenamiento jurídico y económico que hace de la gestión pública un botín. Y que ponga fin a la impunidad, el racismo y el patriarcalismo. Servir y mandar obedeciendo ha de ser la nueva condición de quienes ocupen la representación de la sociedad civil.

El próximo 5 de febrero diversos grupos de ciudadanas y ciudadanos daremos a conocer el proyecto de construcción de la Constituyente Ciudadana-Popular, encabezado por el Obispo Raúl Vera López. Las actividades de la Constituyente Ciudadana-Popular iniciaran con el registro de las y los asistentes a la 9 am y se prolongaran hasta las 3 de la tarde en el Centro Universitario Cultural, ubicado en Odontología #35, Copilco Universidad, Ciudad de México.

Atentamente:
Comisión de facilitadoras y facilitadores de la Constituyente Ciudadana-Popular.

cartel_5_febrero

Posted in Constituyente and tagged , , , , , .

23 Comments

  1. adelante, me parece importante ya tengo un poco de informacion sobre esto de la nueva constituyente y estaremos apoyando para tener una mejor apoyo con los pobres. esta muy bien y adelante.

  2. ojala que las metas que se tienen planteadas en el 2018 por el nuevo gobierno se haga realidad. ya es tiempo de trabajar con con honestidad unamos nuestras fuerzas para sacar este proyecto adelante sin equidad de Géneros. Hoy ya basta que el gobierno sigue haciendo de menos a la población privando los derechos de cada ciudadano que viene plasmado en la constitución política de los estados unidos mexicanos a favor de los campesinos y de la gente humilde unamos nuestras voces compañeras y compañeros.

  3. Hoy estuve en la Constituyente y me pareció un buen intento, aunque quisiera formular algunos comentarios o problemas:
    1°- El espacio resultó demasiado pequeño y nada adecuado para organizar los corrillos de discusión entre loas aproximadamente 1,000 que acudimos.
    2°- ¿Cómo impedir crear una organización burocrática al servicio de un núcleo de dirigentes?
    3°- ¿Cómo crear una cultura legalista en México?: el gran Heberto Castillo siempre dijo que no era necesario cambiar la constitución, sino hacer que se cumpliera la existente?
    4°- ¿Fue una Constituyente o un cónclave de un sector crítico y ético de una iglesia tan cuestionable como la católica? ¿dónde estaban los credos y creencias? ¿porqué no se invitó a las Juntas de Buen Gobierno Zapatistas? ¿o a Pablo González Casanova y otras muchas conciencias lúcidas del país?
    5°- No solamente hablar de los problemas ambientales, sino teorizarlos a partir de conceptos que nos permitan entenderlos: Conflicto entre la ciudad y el campo, entre la sociedad y la naturaleza, entre el capitalismo, la humanidad y la naturaleza. Hubo mucha denuncia pero poco análisis y menos síntesis. Una constitución no es sólo una herramienta legal práctica, sino un monumento teórico muy complejo que pretende generar un modelo de país.
    6°- ¡Cómo defender el carácter laico de la constitución al crearla a partir de un credo y de una religión y de una iglesia: la católica, apostólica y romana?
    7°- ¿Cómo elaborarla y legalizarla a partir de un proceso participativo, legal y democrático si, con toda razón pero sin argumentos legales desechamos a los partidos políticos por coorruptos?
    8°- ¿Podemos refundar el país sin la participación de los poderes fácticos?: medios de comunicación, partidos polícos, gobirnos locales, estatales y federal, Congresos y senado, oligarquías financieras, industriales y comerciales…? ¿cómo?
    Cómo bien sabemos, “el camino al infierno está plagado de buenas intenciones? O, como diría Bordiaux: ¿cómo impedir los efectos perversos del orden social? Para ejemplo, las revoluciones de los países árabes, que terminaron en un poderoso regreso de los gobiernos y regímenes islamistas; la masiva presencia hoy del sector crítico y honorable de la iglesia católica, no nos podría conducir al fortalecimiento de la iglesia católica en nuestro país y en el Mundo? ¿qué dirían Hidalgo y Morelos si pudieran analizar el papel de la iglesia católica en los siglos XIX, XX y XXI. ¿Qué dirá el compañero Raul Vera cuando analice de la iglesia dentro de 100 años?
    Espero que nadie se ofenda con mis preguntas, que lo único que pretenden es ahondar aún más en el pensamiento crítico, ético y democrático.
    Muchas Gracias y ¡¡Arrivederci Roma!!

  4. Definitivamente es necesario un cambio en nuestra clase política que ha olvidado que deben servir a su pueblo, no a ellos mismos, ni a sus intereses de grupo, ni a su partido. Su trabajo debe ser mandar obedeciendo a su pueblo.

  5. Pingback: IMPORTANTE: Hacia la Constituyente Ciudadana-Popular. | El Arte Resiste

  6. Por ahí estaremos.
    Son encomiables todos los esfuerzos civiles encaminados a mejorar nuestra Constitución, no obstante, de cualquier manera no es honesto ignorar los antecedentes y otras iniciativas precedentes y paralelas, en todo momento debe de privar el interés de México que cualquier voluntad facciosa. La primera iniciativa de Nueva Constitución y Parlamento Ciudadano la impulsamos en Tlahui-Politic desde 1996 (http://www.tlahui.com/conmx0.htm), el proyecto de Nueva Constitución Ciudadana ha logrado más de un millón de consultas (http://www.tlahui.com/libros/constitucion/nuevacm.htm), luego nos integramos al Congreso Social por un Nuevo Constituyente (http://congresosocialnacional.blogspot.mx/), Congreso Popular (http://www.congresopopular.org/notas.html), y el Congreso Popular, Social y Ciudadano. La dispersión únicamente sirve a la dictadura mantenida por la clase política servil a la plutocracia. Esta nueva iniciativa debe de promover la unidad de los ciudadanos y movimientos sociales, a fin de discutir y consensuar una Nueva Constitución Mexicana.

  7. ¡Adelante, con esta iniciativa!. Estoy de acuerdo con los planteamientos centrales. Solo una sacudida a la altura de la monimental corrupción y deterioro moral, podrá mover al país. Trataré de asiitir.

    • Víctor… ahí te encargo algunas reflexiones que espero puedan ser materia de un diálogo abierto y plural, fuera de las exigencias malévolas de los pñtrs PPs…¿ PARTIDOS PARA QUÉ? También el asunto de la necesidad de rebasar los límites nacionales, deshacernos de conceptos dañinos como el de la “soberanía”… que sólo detentan los consorcios banqueros. UN CONGRESO CONTINENTAL QUE CONVOQUE A UN CONGRESO CIUDADANO GLOBAL… INTER-BIO-REGIONAL!! Tu admiradora desde hace más de medio siglo… con un abrazo entrañable… http://www.institutosimoneweil.net

  8. La Frontera Norte -en mi caso Nogales Sonora- requiere iniciar una vinculacion para unirnos a este movimiento. Favor enviarme material para iniciar esto.

    Gracias
    hasta la victoria….siempre y todos los dias.

    teresa leal

  9. Necesitamos recuperar el valor de la Palabra, urge que por la palabra se hagan valer los derechos humanos. Gracias y felicitaciones a todos lo que apoyan esta iniciativa. Hay esperanza, no dejemos que esto también nos roben.

  10. Libertad a discernir, sin confrontar el objetivo es construir las redes o lazos que nos unan, en una mejor convivencia

  11. Felicidades!!!
    Es la hora de la sociedad para construir ciudadanía y que empoderada, conduzca a la Via Constitucional a la Democracia!!
    Bien.:. muy bien!!

  12. Felicidades!!!
    Es la hora de la sociedad, para construir ciudadanía y que empoderada conduzca a la Via Constitucional a la Democracia!!
    Bien.:. muy bien!!

  13. vivo en Guadalajara y estuve en la platica que dio el Obispo Raul Vera y me parece interesante, nos vemos en Mexico el 5 de Feb.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *